2

La educación, esencial para Recurra Ginso

la educacion, esencial para Recurra GinsoLa educación, esencial para Recurra Ginso: Nuestra misión, nuestro objetivo es el tratamiento terapéutico que revierta situaciones de sufrimiento, de violencia, de incomprensión, de los padres con los hijos, o de estos con la sociedad o con ellos mismos.

Por eso, en el Centro Terapéutico las terapias individuales, grupales y ambientales son continuadas, pero nos parece también esencial esforzarnos en el enganche educativo, con muchos adolescentes y jóvenes que habían de hecho abandonado la escuela o el instituto, por dejación, por falta de motivación, por estar más cómodos tirados en casa o sentados en un banco en el parque fumando porros.

Nuestro sistema ya acreditado durante 10 años demuestra que es eficaz.

Estamos muy en contacto con los colegios de referencia de nuestros residentes, y les damos una formación personalizada que concluye con los exámenes que llevan a efecto los propios colegios e institutos.

Nuestros jóvenes residentes son capaces cognitivamente y por lo tanto aprenden con facilidad, y se sienten bien al conseguir objetivos.

Pasemos ahora a ver algunos datos del abandono educativo temprano en España.

  • El fracaso escolar está en la etiología del abandono educativo temprano.
  • El 40% de los jóvenes que abandonaron sus estudios no consiguieron graduarse en E.S.O.
  • Completar con éxito la E.S.O. resulta ser una buena vacuna ante el potencial abandono.

Tengamos en cuenta que los jóvenes que abandonan prematuramente la formación están sobrerrepresentados en los puestos de baja cualificación, desde luego con menores remuneraciones y en sectores como la agricultura o la construcción.

Los jóvenes que abandonan su educación, sus estudios, recurren al autoempleo, y se cierran el acceso laboral al sector público, donde las credenciales educativas son especialmente necesarias.

No debiéramos de eliminar la hipótesis de que algunos jóvenes se desvinculan de la escuela por sufrir acoso escolar. En otros casos hablaríamos de familias desestructuradas, pero también de relaciones conflictivas con sus amigos y/o compañeros.

Creo que la mayoría de los jóvenes no son conscientes de lo que supone para su vida el abandono escolar.

Pocos son los que retornan al ámbito educativo salvo para conseguir algún tipo de titulación (E.S.O., F.P., Certificado Profesional) para poder trabajar.

Estaremos todos de acuerdo en que hay aspectos que dan razón de ser a nuestra existencia y que normalizan la propia vida. Me estoy refiriendo a la pareja, a la familia, y desde luego al trabajo, que se convierte en una gozada, cuando es vocacional, pero que en todo caso debe permitirnos autonomía económica, social y que eleve la autoestima.

No debiera confundirse la terapia, el tratamiento, como una lucha contra lo patológico, sino también dotar de herramientas, de instrumentos, para alcanzar un bienestar, para aportar a la sociedad, para sentirse útil.

Y ahí, y junto al autodominio, al control de las emociones, la capacidad para razonar, se encuentra desde luego durante la infancia, la adolescencia y la juventud el estudio, algo que por otro lado se puede llevar a efecto y con sumo gusto el resto de la vida. Y es que aprender es un lujo.

Programa Recurra-Ginso

FacebooktwitterFacebooktwitter

Javier Urra Portillo

Dr. en Psicología con la especialidad de Clínica y Forense. Dr. en Ciencias de la Salud. Pedagogo Terapeuta. Psicólogo en excedencia voluntaria de la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia y de los Juzgados de Menores de Madrid. Embajador de la Asociación Iberoamericana de Psicología Jurídica. Profesor en Psicología (U.C.M.). Académico de Número de la Academia de Psicología de España. Patrono de la Fundación Pequeño Deseo. Presidente de la Comisión Rectora del programa recURRA-GINSO para padres e hijos en conflicto. Presidente de la Sociedad Española para el Estudio de la Violencia Filio-parental (SEVIFIP). Escritor. Contertulio en Medios de comunicación. Primer Defensor del Menor.

2 comentarios

  1. Aprender es un lujo y seguir aprendiendo la mejor compañía. Qué importante es ayudar a crecer, cuando las piedras del camino parecen insuperables, por ello una terapia es una solución para desbloquear un mal curso, un mal paso. Aceptar en la adolescencia que los estudios aburren, superan, contarlo y dejarse ayudar es muy sano porque es una forma de prevenir un mal porvenir.

  2. Estimada Pilar, estoy totalmente de acuerdo con usted. Tenemos mucho por hacer, nos encanta hacerlo y debemos hacerlo.
    Gracias por su reflexión y por su compromiso en el trabajo terapéutico diario.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*